jueves, 19 de enero de 2012

Vitalidad democrática y magistratura vitalicia


Algún día haremos un vis a vis, un versus con Don ER Zaffaroni sobre la clásica / actual / muerta / revivida / refritada discusión en torno a la dupla Parlamentarismo/Presidencialismo. Un gran tema sobre el que me parece hay que dar un debate profundo, alejado de las coyunturas y más cercano a pensar más allá, analizar con sinceridad sus virtudes y defectos, los beneficios y costos políticos de corto, mediano y largo de un presidencialismo como el argentino.

Todas las campanas - Buenos Aires 2011.

Mientras tanto, volvemos a otra dualidad menos masiva, más alternativa, en la órbita del Poder Judicial, volvemos a la opción entre Tribunal Constitucional y Corte Suprema.

Ayer fuimos consultados por algunas declaraciones de Zaffaroni sobre el carácter vitalicio de la magistraturas (a las que deberíamos sumar, en la misma línea, esta nota de opinión, acá, sobre el Aborto en P/12) y la opción de cambiar -ya no sólo de sistema de gobierno sino de modelo de control constitucional- acá la nota aunque copio lo principal a continuación:

- "El ministro de la Corte Suprema volvió ayer a poner el dedo en temas de alta sensibilidad política. En declaraciones a una radio porteña, no sólo defendió de nuevo el sistema parlamentario, una de sus históricas banderas, e hizo un llamado “para encarar en serio” el tema del aborto, sino que lanzó una de esas ideas que levantan ampolla entre sus colegas, aunque no tengan tanto impacto mediático". 

- “La vitalicidad en la función pública es una característica monárquica”, dijo, refiriéndose, por supuesto, al estatus del que gozan los jueces del máximo tribunal. En medio de la confirmación sobre su deseo de dejar el alto tribunal porque considera que ya cumplió con su “tarea” en la Corte –aunque aclaró que no se va “para no desarmarla”–, Zaffaroni señaló que “habría que terminar con la vitalicidad o esa especie de monarquía de la Corte”, y remarcó que “lo ideal” sería que el máximo tribunal “rote cada diez o doce años”.

Lo que pudimos comentar brevemente nosotros fue -los extractos están en la nota de BAE- lo siguiente: 

"El caracter vitalicio de la magistratura es una característica antidemocrática y premoderna, es un resabio de un sistema constitucional pensado en tiempos de transición a la era moderna". 

"En nuestro caso específico, sin duda, hay dos miembros de la actual Corte Suprema de la Nación, los Dres. Fayt y Petracchi, que están en situación irregular frente a la Constitución -que exige un nuevo acuerdo cada 5 años para los jueces mayores a 75- y a la idea misma de un control democrático y ciudadano de los poderes del Estado. Sin embargo, a Fayt no se le aplica esa norma porque ya tenía 76 años al momento de la reforma de 1994. A pesar de ello sigue siendo sorprendente su edad para un cargo de tal magnitud". Hago referencia, obviamente, a la exigencia de un nuevo acuerdo del Art. 99 inciso 4 de la CN para las/os juezas/ces mayores de 75 años. Recordemos: Fayt va a cumplir 94 años y Petracchi cumplió 76 años. Más allá del precedente de la propia Corte en el Fallo Fayt (1999) y que muchos apelen a esa decisión suprema que benefició al Juez Supremo (aunque fue redudante porque no se le podía aplicar una reforma posterio, repetimos, Fayt ya tenía más de 75 años al momento de la reforma constitucional, por ende, no se le aplica el requisito), hay razones constitucionales, democráticas y republicanas que hacen aquella sentencia no sea "la última palabra".

"La garantía de inamovilidad en el cargo puede conjugarse con ciertos límites de edad o procesos de control institucional en el ejercicio de la función judicial en una democracia contemporánea. Ese modelo puede corresponder a un esquema de control constitucional concentrado, típicamente, una Corte o Tribunal Constitucional -como encontramos en Alemania, España o Colombia- con jueces de mandato restringido de 8 a 12 años".

6 comentarios:

  1. Compañero, cada vez más puntos de acuerdo. Acá te dejo lo dicho por Zaffaroni sobre la discusión presidencialismo / parlamentarismo_ http://hamartia.com.ar/2011/12/06/juez-de-los-excluidos/

    Tenés Hamartia para publicar sobre el tema,ya que es algo que algunos venimos pensando desde hace tiempo y nos interesa escuchar a los que vienen laburando al respecto.
    No pude encontrarlo, pero Artemio en un momento subió un video con el segundo de Zannini hablando que una reforma constitucional que vaya en dirección a un parlamentarismo o semipresidencialismo, esta última la posición de Juan Manuel Abal Medina, sería muy bueno para la Argentina.

    Propuesta: ¿Te va que armemos una mesa debate sobre el tema, con vos Zaffa y apostamos por JMAM?

    ResponderEliminar
  2. Gracias por compartir Santiago. Se viene hablando mucho y desmintiendo mucho también, no? No está claro todavía cuánta voluntad política e interés hay, ha habido más oposiciones a un rumor que otra cosa. Todavía no veo claras perspectivas, pero podemos armar una mesa. Siempre me parece importante generar un debate sobre el Presidencialismo, Instituciones y Democracia.

    Me dicen. Salut y sigamos, che.
    L

    ResponderEliminar
  3. Vuelvo el 8 de febrero de vacaciones y me pongo con eso. Gracias, Lucas. Abrazo grande

    ResponderEliminar
  4. ES UN TORMENTO PARA UNA PERSONA EN SENECTUD DE 94 AÑOS, SEGUIR AL PIE LAS SESIONES DE LA CORTE, ANTINATURA !!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. actualmente tiene jóvenes 96 añitos

      Eliminar

Nexos

Nexos